Renovación Carné de Conducir: 8 ideas que protegen

por / miércoles, 07 junio 2017 / Publicado enNoticias
  • Los ocho proyectos están homologados y cumplen la normativa vigente.

 

Tres cosas tienen en común las ocho ideas innovadoras que presentamos a continuación: todas comparten origen español, tienen como objetivo común evitar accidentes de tráfico y cuentan con el apoyo de Pons Seguridad Vial, que garantiza su homologación y que cumplen con la normativa vigente.

 

La bicicleta inteligente

 

Blinkers, desarrollado por la empresa Velohub, consta de dos dispositivos, uno frontal y otro trasero con las siguientes funcionalidades: luces de posición (blanca delante y roja detrás) que se activan con el movimiento; luz de freno (gracias a un sensor de aceleración que detecta frenazos y cambios bruscos de velocidad); intermitentes direccionales (que se activan con un pequeño mando situado en el manillar) y un perímetro láser (el dispositivo proyecta un semi-círculo láser detrás de la de la bicicleta que dota de mayor visibilidad al ciclista durante la noche y, además, ayuda a los otros conductores a saber el espacio que está ocupando el ciclista en la carretera). Ventajas: “Son fáciles de llevar, se cargan mediante USB, tienen una autonomía de un mes, permite ser visto desde cualquier ángulo en múltiples situaciones y cuesta 160 euros (el set completo)”, resume Javier Fernández Alegría, uno de los fundadores de Velohub.

 

Mantenimiento ‘low cost’

Helopav ha desarrollado una solución para el mantenimiento de carreteras que reduce el coste y aumenta la seguridad vial. Abel García, director técnico de la compañía, afirma que esto se consigue gracias a la aplicación de poliurea, una capa ultra fina de un polímero sintético de alta resistencia. Es un producto novedoso que tiene propiedades adherentes y que se puede aplicar tanto en superficies de asfalto como de hormigón. Además, reduce el futuro deterioro de la capa inferior de asfalto, lo que a su vez permite una menor emisión de componentes orgánicos volátiles (COV) y de reducción de emisiones de material particulado. Pero su mejor ventaja es su reducido coste. Han estimado que ofrece un ahorro de 24.500 euros/MxKm (entendiéndose aquí M como el equivalente al ancho de la vía y Km a la longitud de la misma).

 

Cuidado, ¡bebé a bordo!

Babyled es un sencillo invento de Patrimi Innovación que consta de dos partes: un triángulo que se pega en el cristal trasero del automóvil y una almohadilla que va colocada bajo el sistema de retención que, si detecta al menor en el asiento, envía una señal al triángulo para que se ilumine. Marti Calderón, consejero delegado de Babyled, explica que su colocación advierte a los demás conductores de que deben extremar la precaución y mantener una distancia prudencial. Es visible en la oscuridad y también de día, cumple con todas las normativas en seguridad tanto para bebés como para el automóvil y es compatible con todos los sistemas de retención del mercado. Además, avisa a los adultos de que el sistema está activo pero el coche está parado, es decir, de ¡que se han dejado el niño en su interior!

 

La única sillita para autobús

Euraslog ha diseñado el único sistema de retención infantil para autobuses homologado por el reglamento UNECE R44.04. Es compatible tanto para butacas sin cinturón como para sistemas de dos y tres puntos de anclaje. Consta de cinco puntos de sujeción: dos tiras por los hombros, dos por el estómago y ambas se unen para fijarse al eje central entre las piernas. El tiempo aproximado de instalación y desinstalación es inferior a 30 segundos. Están homologadas para niños de 15 a 27 kilos (Grupo II) y han superado la prueba de crash-test a 50 km/h que marca la normativa. Su inventor, Mikel Garrido, sostiene que elimina el riesgo de lesiones leves debidas a frenazos bruscos y pequeños choques en zona urbana así como la misma seguridad que un SRI en caso de accidente grave. El Instituto Universitario de Investigación del Automóvil (INSIA) se ha encargado de su homologación.

 

Una señal que evita atropellos

La señal PF es un dispositivo diseñado para evitar atropellos en carretera. Su inventor, Leonardo Nortes, cirujano pediátrico, perdió a un amigo justamente cuando se disponía a auxiliar a un vehículo averiado en una autovía. Esto le llevó a idear algo que advierta a otros conductores de que el conductor del vehículo detenido pretende bajar del coche. Es muy fácil de usar. Se coloca sin salir del vehículo, abriendo la ventanilla del conductor y se imanta al vehículo o se cuelga en el borde del cristal.

 

¿Conductor bebido? El coche no arranca

Un Alcolock no es un invento nuevo. Su propósito es medir la tasa de alcoholemia del conductor e impedir que el vehículo sea conducido si dicho nivel sobrepasa un límite preestablecido. José María Rodríguez, inventor del dispositivo de prevención del arranque de un vehículo autopropulsado, añade una ventaja sobre sus competidores. El bloqueo es externo, es decir, el sistema no afecta ni a la mecánica ni a la electromecánica del mismo. La intromisión que tiene es similar a la de un navegador, prácticamente nula, por lo que carece de impedimentos legales por parte de las empresas automovilísticas para implementarlo. Otra ventaja es su coste: unos 150 euros aproximadamente. El objetivo es desarrollarlo en el transporte público.

 

Mejora la seguridad y optimiza el espacio

Los padres de familia numerosa ya no necesitarán comprarse un coche más grande, y los progenitores que lo deseen podrán ir entre sus dos hijos de forma cómoda y segura, solo tendrán que adquirir el sistema que ha diseñado Rivekids Technology. José Lagunar, uno de los autores, aclara que consta de dos elementos longitudinales: uno permite la unión con el chasis del vehículo y el otro con el sistema de retención infantil (SRI). La tecnología RiveMove permite ganar los 7 centímetros que, de media, se pierden entre el SRI y la puerta del vehículo. Tiene varias ventajas: es totalmente compatible con los SRI que disponen de ISOFIX y con el 92% del parque automovilístico. Pero, además, aumenta la seguridad de sus ocupantes. Ha sido testada en un centro tecnológico internacional e independiente, CSI S.p.A. Las pruebas de impacto realizadas en este laboratorio han demostrado que esta tecnología absorbe parte de la energía del impacto para que el niño sufra menos daños (reduce hasta un 20% el valor del daño cerebral).

 

TRÁFICO Y SEGURIDAD VIAL

SUBIR